Con la cuarentena implementada en diversas localidades de nuestro país y las restricciones que esta implica, sumado al teletrabajo y las clases online de los niños, los tiempos tanto para comprar comida como prepararla han disminuido enormemente. Toma nota de los consejos del chef Nicolás Gárate @condimentando_chile, chef asesor de FoodSaver y Oster para almacenar tus alimentos hasta 3 meses:

Separar verduras de hojas de las frutas o verduras firmes. Entre las verduras de hojas se encuentran el cilantro, apio y perejil, solo por nombrar algunas. Ejemplos de verduras firmes son la zanahoria, el camote, el zapallo y las papas; y las frutas firmes son las manzanas, peras, piña, etc. Estas requieren distintos tipos de limpieza, por lo que es mejor realizar el proceso de manera separada.

Preparar la solución de limpieza. Los ingredientes son simples y deberían encontrarse en los hogares. Esta consiste simplemente en una mezcla de agua, cloro y alcohol de 70 grados. Por cada litro de agua, añadir 10 gotas de cloro y dos cucharadas de alcohol.

Remojar las frutas y verduras firmes en la solución. Luego de 5 minutos sumergidas, retirar la tierra y/o suciedad que puedan encontrarse en la superficie con ayuda de una escobilla o esponja. Una vez realizado este proceso, retirar y secar.

Remojar las verduras de hojas. Sumergirlas durante 5 minutos moviéndolas constantemente. Este paso es muy importante ya este tipo de vegetal puede acumular mucha tierra en las hojas. Una vez limpias, secar y envolver en papel, diario o papel film, sin presionar. La idea es impedir la presencia de oxígeno y que este oxide la hoja.

Sellar al vacío con FoodSaver. Los vegetales firmes con poca cantidad de agua interna, como betarragas, zanahorias, zapallo, así como las vainas (poroto verde, arvejas, habas, etc.) Hay que sellarlas con máxima presión, luego rotular con la fecha de sellado al vacío y llevar al congelador. ¡Tus frutas y verduras están listas para durar hasta 3 meses!

PARA QUE SEA MÁS FÁCIL SU POSTERIOR USO, ES IDEAL LAVAR, PELAR Y PORCIONAR INMEDIATAMENTE, ASÍ AL MOMENTO DE DESCONGELAR, SE TIENE LO JUSTO Y NECESARIO”

Al momento de cortar zanahoria y zapallo en cubos, estos pueden pre-cocinarse, enfriar y congelar. De esta manera, se mantienen por más tiempo las propiedades nutricionales de los alimentos y cuando se quiera preparar una sopa o guiso, es posible agregar estos productos congelados directo a la preparación.

Almacena tus alimentos hasta 3 meses