La piel es el órgano más extenso que tenemos en el cuerpo, por ende, su cuidado deber ir mucho más allá del simple deseo de vernos bien. Hoy, ya es posible acceder a tratamientos que ayudan a mantener su salud, además de entregarnos un mejor look. El PRP (plasma rico en plaquetas) es un procedimiento autólogo -quiere decir que es del propio paciente-, una de las mejores alternativas si nos referimos a métodos para mantener la belleza y salud del rostro, es muy seguro y no crea ningún tipo de alergias. Los médicos de @espaciofusioncl nos hablan más en detalle del PRP.

“El PRP (plasma rico en plaquetas) ayuda con la regeneración celular, lo que mejora  la calidad de la piel, dejándola más luminosa y atenúa líneas de expresión, al generar nuevas células el envejecimiento de la piel se retrasa. Es recomendable empezar a hacerse el plasma rico en plaquetas desde los 26 o 27 años; de esta forma, ayudamos a retardar  envejecimiento de las células, pero también se puede recomendar a pacientes que tengan alrededor de los 70 años, siempre que no usen ningún tipo de medicamento anti plaquetario”, explican Patricia Nazarewsky Fernández y Rubén Mauricio Briceño Quezada, ambos médicos especializados en tratamientos con medicina ortomolecular.

A grades rasgos, la medicina ortomolecular significa la práctica de tratamientos que logran la regeneración, dentro de esta definición está el PRP (plasma rico en plaquetas), que es la línea de trabajo de @espaciofusioncl, donde los médicos no ejecutan tratamientos con sustancias ajenas al cuerpo, como lo son el ácido hialurónico reticulado (que tiene riesgo encapsularse) o el botox, que paraliza la musculatura.

¿Cómo es la aplicación del PRP?

Nosotros trabajamos con técnica de punción profunda (aunque hay otras técnicas), que logra la penetración de todo el plasma rico en plaqueta para que llegue justo a la dermis dónde están las células de sostén de la piel para rejuvenecerlas y estimularlas, de esta forma, se logran todos los beneficios que describimos anteriormente en la piel.

¿Cuántas sesiones se necesitan para ver resultados?

El ideal es hacer un ciclo de 3 sesiones cada 21 días o 30 días, esto se debería repetir una vez al año o luego de hacer el ciclo de tres sesiones, puedes esperar tres o cuatro meses para hacer los mantenimientos de una sesión cada 3 ó 4 meses.

¿Existen contraindicaciones?

No es apto para embarazadas, personas que tengan cáncer o algún alguna enfermedad autoinmune, tampoco para los que padecen enfermedades plaquetarias. 

Recomendaciones previas y posteriores al tratamiento… 

Es ideal que el paciente no ingiera bebidas alcohólicas y recomendamos que tome vitamina C de 1000 mg por lo menos una semana antes. Luego del tratamiento, abstenerse de ejercicios de 12 a 24 horas y no aplicar  hielo o frío en las zonas donde infiltramos el plasma rico en plaquetas.

¿Cuánto dura el procedimiento?, ¿se puede retomar inmediatamente su vida o queda inflamada o con hematomas?

Hay que contemplar cerca de 80 minutos en consulta. La mayoría de los pacientes no quedan con ningún tipo de hematomas, solo un poco de inflamación que baja rápidamente.